¡El próximo anõ llegó!

¡Aprovecha el 44% de descuento en 12min Premium!

554 lecturas ·  0 calificación promedio ·  0 calificaciones

Lo que he aprendido en la vida

Lo que he aprendido en la vida Resumen
Desarrollo personal

Este microlibro es un resumen / crítica original basada en el libro: 

Disponible para: Lectura online, lectura en nuestras apps para iPhone/Android y envío por PDF/EPUB/MOBI a Amazon Kindle.

ISBN: 9786071135711

También disponible en audiobook

Resumen

Las lecciones que Oprah Winfrey ha aprendido durante toda su vida están aquí. La afamada presentadora brinda ocho enseñanzas para que empecemos a cuestionarnos y nos animemos a cambiar. Atraviesa los momentos felices y los tristes, los sencillos y los difíciles, para que podamos tomar las riendas de nuestras vidas. ¡Vamos!

Alegría

“Cuando puedes escoger entre sentarte o bailar, espero que elijas bailar”, le dijo Maya Angelou a su fiel amiga Oprah Winfrey.

Esta frase se puede aplicar a cualquier día de nuestras vidas. Según Oprah, cada vez que nos levantamos de la cama tenemos la oportunidad de salirnos de la fila y bailar.

“Puedes bailar de manera audaz sobre el escenario de la vida y vivir como tu espíritu te impulse”, señala la autora. “O puedes sentarte sin hacer ruido junto a la pared, retrocediendo hacia las sombras del miedo y de la falta de confianza en uno mismo”.

Entonces, la elección es tuya. Depende de ti que cada momento cuente, que seas capaz de disfrutar cualquier instante como si no hubiera mañana.

Al llevar a la práctica la intención de gozar por las cosas cotidianas, Oprah se dio cuenta de que es plenamente consciente de la cantidad de placer que obtiene.

Por eso califica las experiencias, buscando siempre tener experiencias de cuatro o cinco estrellas.

Por ejemplo, salir a caminar con sus perros por el bosque es una actividad de cinco estrellas. También lo es hacer cosas por otras personas. En cambio, hacer ejercicio, por el momento, es de una.

“El gozo proviene de saber que quien lo recibe comprende el espíritu del regalo. Todos los días, me esfuerzo por hacer algo bueno por alguien, no importa si conozco o no a esa persona”, explica.

Resistencia

Oprah fue un embarazo no deseado producto de una relación casual. Así que nadie estaba preparado para su llegada: “Mi nacimiento fue marcado con remordimiento, arrepentimiento y vergüenza”.

En un ejercicio realizado con el terapeuta John Bradshaw, se dio cuenta de que todo alrededor de su hogar era soledad. Aun a pesar de estar rodeada de gente.

De esta forma supo que la supervivencia de su alma dependía únicamente de ella: “Sentía como si tuviera que valerme por mí misma”.

Desde pequeña se las tuvo que ingeniar para estar sola, porque fue criada por sus abuelos y era la única niña en varios kilómetros a la redonda. Ese tiempo de soledad la fortaleció cuando se hizo adulta.

Reconoció que aprender a curar las heridas del pasado es uno de los retos más difíciles que tiene la vida, pero uno de los que más valen la pena, por el valor que conlleva.

“Es importante saber cuándo y cómo fuiste programado, así puedes cambiar dicho patrón. Hacerlo es nuestra responsabilidad y de nadie más. Hay una ley irrefutable en el universo: Somos responsables de nuestro propio destino”.

No esperes que alguien te dé felicidad, lo único que lograrás con esa idea es perder el tiempo.

La clave es darte el amor que no recibiste en tu vida. Pero para eso se requiere valentía.

Conexión

Todo el mundo anhela sentirse valorado. La experiencia de Oprah con la gente le permitió llegar a la conclusión de que hasta las personas más disímiles entre sí tienen este deseo.

Va un poco más allá. En realidad, lo que queremos es sentir que le importamos a alguien.

Aunque de nada sirve buscar amor y comprensión afuera si no lo tenemos con nosotros mismos.

“Si no estás consciente ya de tu propio valor, no existe nada que tus amigos, tu familia o tu pareja puedan decirte que te convenza por completo de ello”, explica la autora. “Mira en tu interior, porque el amor comienza contigo”.

¡Cambia ahora tu enfoque! Oprah asegura que no necesitas pasar ni un segundo más pensando en el amor que no te dieron.

En las relaciones, la clave siempre es tener una buena comunicación. Es como una danza, donde ambos actúan de forma natural, no un lugar donde uno da un paso atrás y otro en la otra dirección.

“He visto a tantas mujeres renunciar a sí mismas por hombres a quienes ellas les importaban un comino”, cuenta.

Además, aclara que una relación basada en un amor auténtico “se siente bien”. Todo el tiempo debe traer alegría, no te quita tu voz ni el respeto por ti mismo. Al mismo tiempo, tiene que mostrar todo lo que eres y hacerte crecer.

Gratitud

“He promovido durante años el poder y el placer de ser agradecido”, dice la autora. Sin embargo, el trabajo y las responsabilidades le han quitado tiempo para poder escribir cinco agradecimientos al final del día.

Desde 1996, cuando mantenía esa costumbre, hasta ahora, había crecido en todo menos en felicidad. “Me estaba presionando de tantas maneras que ya no sentía casi nada. Siempre estaba demasiado ocupada”.

Lo cierto es que en los años 90 también tenía una vida ajetreada. Solo que tenía a la gratitud como una de sus prioridades.

Por eso destaca la importancia de no olvidar agradecer que tenemos “una montaña para subir” en lugar de concentrarnos tanto en la dificultad de la escalada.

“Sé con certeza que si te tomas un tiempo para agradecer un poco todos los días, los resultados te sorprenderán”, añade.

Dar las gracias te brinda perspectiva. Hace que la energía negativa se transforme en positiva. Para Oprah, es la manera más rápida y sencilla de iniciar un cambio en nuestras vidas.

Si quieres sentir el don del agradecimiento, primero debes sentar a tu ego en el asiento trasero. Así, le das un lugar privilegiado a la compasión y el entendimiento. Dejarás la frustración de lado y pasarás a la apreciación.

Posibilidad

Tener miedo ante situaciones nuevas o cuando toca avanzar en la vida es normal. Lo que no debemos dejar que suceda es que el miedo se apodere de nosotros y nos paralice.

Para la autora, el verdadero significado del valor es poseer miedo, pero dar un paso adelante.

“Debes decidir que, sin importar cuán difícil sea el camino que tienes enfrente, te abrirás paso a través de tu ansiedad y seguirás caminando”, explica Oprah.

El primer paso es admitir que sentimos miedo. En relación con esto, el escritor Neale Donald Walsch dice que “mientras aún sigas preocupado por lo que los otros piensan de ti, ellos serán tus dueños. Solo cuando no necesites la aprobación de los demás, podrás ser tu propio dueño”.

Una vez que te animas a dar el primer paso, lo más probable es que aparezcan dificultades. Las dudas pueden hacerte titubear.

No obstante, las demás opciones son peores: una rutina miserable o el arrepentimiento continuo de no haber hecho lo que sentías por miedo a lo que pensara la gente.

En cambio, si tomas la valiente decisión de enfrentar al miedo, experimentarás “la alegría de desconectarte de lo que los demás tienen pensado para ti y, por fin, prestarle atención a lo que necesitas”.

Asombro

Oprah sostiene que si somos capaces de quitarnos las capas que tenemos en nuestras vidas, como el estrés o el frenesí, la calma nos estará esperando. “Esa calma eres tú”.

Ella encuentra esto a través de la respiración profunda, que la hace volver a una caminata por Hawaii donde encontró un momento de espiritualidad. Así escapa y se relaja mentalmente mientras está en una cansadora reunión.

También menciona los milagros, que para ella son muy cotidianos. Están siempre frente a nuestros ojos, solo que no nos damos cuenta. Si los abrimos y hacemos lo mismo con nuestros corazones, podremos abrazar esos milagros.

“Los grandes milagros que esperamos ocurren ahora, pasan frente a nosotros, a cada momento, con cada respiro”, comenta.

Debemos reconocer las maravillas de la vida, entre otras cosas, gracias a la ya mencionada respiración.

“Es tan fácil dar por hecho la maravilla biológica de la respiración, pero a veces me detengo lo suficiente para poder notarla. Y cuando lo hago: ¡qué maravilla!”, exclama. “Sin duda me paralizo del milagro que es la vida”.

En este sentido, sostiene que la naturaleza representa expresar asombro cada vez que estos milagros suceden.

Claridad

“No fue sino hasta que cumplí 40 años que aprendí a decir no”.

Oprah cuenta que dedicó muchos años de su vida a dar todo de sí misma a cualquier persona que se lo pidiera. “Estaba consumiéndome intentando complacer las expectativas que los demás tenían de mí, acerca de lo que debía hacer y de quién debía ser”.

Pudo salir de ese ritmo cuando comprendió el principio de la intención. Examinó qué la llevaba a decir que sí cuando en realidad deseaba decir no.

“Decía sí para que las personas no se enojaran conmigo, para que pensaran que era una persona agradable”, comenta.

Hasta que el pedido de un famoso para que donara una gran cantidad de dinero para su organización de beneficencia le hizo replantear las cosas. Ella no se sentía representada por lo que él proponía. Entonces se dijo: “Nunca más haré algo por alguien si no me nace del corazón”.

Lo que aceptes hacer tiene que surgir de tu parte más pura, no de tu cabeza. Si es lo correcto, “todo tu cuerpo lo sentirá”.

Poder

“Siempre he creído que la libertad de decisión es un derecho de nacimiento, parte de lo que el universo nos designa. Y sé que cada alma existe para ser libre”, afirma la autora.

Le llevó tiempo entender que la libertad no pasa por no tener dueño, sino por tomar decisiones.

Se siente agradecida por ello: “Puedo despertar y decidir qué hacer con mi día, ‘imagínense, yo decidiendo’. Qué maravilloso regalo”.

“Lo que he aprendido en la vida es que todos necesitamos cuidar ese regalo, revelarnos en él en vez de solo darlo por hecho”, añade.

Para Oprah, nos convertimos en lo que vivimos. Por esto mismo sugiere que nos transformemos en el cambio que queremos ver.

Así que, en lugar de menospreciar a los demás, apóyalos. En vez de destruir, reconstruye. Sé guía, no confundas a los demás.

Notas finales

“Lo que he aprendido en la vida” se trata de una profunda reflexión hecha libro por la icónica presentadora de televisión Oprah Winfrey.

A través de su historia, cuenta qué valores y características ha aprendido y le han ayudado a construir su vida.

Destaca la importancia de la alegría, la resistencia, la conexión, la gratitud, la posibilidad, el asombro, la claridad y el poder.

Tomando esos ocho pilares como guía, fue capaz de romper barreras y llegar hasta lo más alto, tanto a nivel profesional como personal.

Sin embargo, su mensaje no queda ahí. No solo muestra qué le sirvió, sino también enseña y da consejos sobre cómo alcanzar una vida más plena.

¡Es el momento para que empieces a aplicar sus sugerencias!

Consejo de 12min

Mi historia” narra en primera persona la vida de otra mujer afroamericana influyente en los Estados Unidos: Michelle Obama.

Regístrate y lee gratis!

Al registrarse, tú ganarás un pase libre de 3 días gratis para aprovechar todo lo que el 12min tiene para ofrecer.

o vía formulario:

¿Quién escribió el libro?

Nacida en Kosciusko, Mississippi, probablemente sea la presentadora de televisión estadounidense más aclamada de la historia. Si bien fue nominada al Oscar por su papel secundario en “El color pú... (Lea mas)