Sálvese quien pueda - Reseña crítica - Andrés Oppenheimer
×
70% OFF

Operación Rescate de Metas: 70% OFF en 12min Premium

Un descuento inédito para que aceleres tu crecimiento en el segundo semestre de 2023 y lograr todas tus metas.

251 lecturas ·  0 calificación promedio ·  0 calificaciones

Sálvese quien pueda - reseña crítica

Sálvese quien pueda Reseña crítica Comienza tu prueba gratuita
Tecnología y innovación

Este microlibro es un resumen / crítica original basada en el libro: 

Disponible para: Lectura online, lectura en nuestras apps para iPhone/Android y envío por PDF/EPUB/MOBI a Amazon Kindle.

ISBN: 978607319891

Editorial: Debate

Reseña crítica

Con una prosa vibrante y lúcida, Andrés Oppenheimer encara un fenómeno que transformará radicalmente la sociedad: es probable que, en las próximas dos décadas, casi la mitad de los trabajos sea reemplazada por computadoras con inteligencia artificial. 

En su nueva obra, Oppenheimer, uno de los periodistas más importantes de Hispanoamérica, detalla qué ocurrirá y explica qué puede hacer cada uno de nosotros ante el terremoto que se acerca. ¿Vamos?

El futuro de los periodistas

Lo que ha ocurrido con el periodismo desde que nació internet y la gente comenzó a leer noticias gratuitamente ha sido un tsunami que barrió decenas de miles de empleos. Tan sólo en Estados Unidos, el número de periodistas, incluidos reporteros, corresponsales y editores de periódicos, radio y televisión, cayó 38% durante la última década.

Lo más preocupante es que el aumento de periodistas de medios exclusivamente digitales estuvo muy lejos de compensar las pérdidas de empleos en los periódicos impresos.

Todos aquellos que se dedican a escribir usarán cada vez más programas automatizados. Hasta el propio acto de escribir se automatizará, porque usaremos programas de conversión de voz a texto.

Este proceso de automatización va a mejorar sustancialmente la calidad del periodismo, porque de la misma manera en que ahora el software de los programas de escritura nos sugiere un sinónimo, nos va a proponer distintas ideas para enriquecer nuestros artículos. 

En cuanto a la forma en que se redactan las noticias, Gilbert, director de iniciativas tecnológicas de The Washington Post, confirmó que “Cada vez más artículos serán híbridos, producidos por humanos y máquinas”.

Muchos temen que el uso generalizado de programas de micro direccionamiento de las noticias según el nivel económico del barrio donde vivimos y nuestro historial de lectura en línea nos va a convertir en sociedades cada vez más fragmentadas. Vamos a vivir en burbujas informativas.

La inteligencia artificial será crucial para procesar los datos y analizar millones de documentos en cuestión de segundos, pero siempre será necesario que los periodistas vayan a los lugares y certifiquen que los algoritmos no se hayan equivocado por algún error de quienes les dieron los datos. 

Hará falta el sentido común de los humanos. La conclusión final del estudio es que “la inteligencia artificial puede aumentar las capacidades del periodismo, pero nunca reemplazará al periodismo. Podrá ayudar en el proceso de reportar las noticias, pero los periodistas siempre van a ser necesarios para atar los cabos sueltos y construir una narrativa fácil de digerir y creativa”.

El futuro de los restaurantes, los supermercados y las tiendas

Siempre seguirán existiendo restaurantes artesanales para quienes estén dispuestos a pagar más, pero la tendencia de los robots cocineros será difícil de parar.

Pero la gran automatización en los restaurantes, más que en las cocinas, se está dando en el servicio a los camareros, quienes están siendo reemplazados por tabletas electrónicas para que los comensales escojan sus platos y paguen sus cuentas.

Sólo habrá camareros en los restaurantes más exclusivos y que en otros casos serán reemplazados por “asesores culinarios” o nutricionistas, que recorrerán las mesas ofreciendo información sobre el valor nutricional, las calorías y las propiedades particulares de cada plato.

Los restaurantes necesitarán ingenieros, analistas de datos y administradores de redes sociales. Los ingenieros serán cada vez más necesarios para manejar y dar mantenimiento a los robots, mientras que los analistas de datos y los administradores de redes sociales de los restaurantes serán los encargados de atraer y retener a los clientes.

Para dar a conocer sus creaciones, necesitarán cada vez más fotógrafos, videógrafos, operadores de dispositivos de realidad virtual, administradores de redes sociales y diseñadores de sitios de internet. 

Por su parte, no es fácil para las tiendas físicas y supermercados escaparse de la crisis del comercio minorista: muchas de las que están tratando de convertirse a toda máquina en tiendas electrónicas se encuentran con que están arrancando desde muy atrás. Amazon les lleva una ventaja enorme.

El futuro de los banqueros

Según los comunicados de prensa de Softbank, la gigantesca empresa japonesa de productos electrónicos creadora del primer robot del mundo que podía percibir las emociones humanas y responder a ellas, dando información de una manera divertida y útil, siendo a la vez “amable, tierno y sorprendente”, decía la página de internet de la empresa. O sea, era un recepcionista bancario ideal.

Pero la mayor amenaza para los trabajos de los empleados bancarios no serán los robots recepcionistas, sino el cierre de sucursales bancarias por el creciente uso de servicios bancarios en línea, la gradual desaparición del dinero en efectivo y la sustitución de muchos bancos tradicionales por bancos virtuales, o sea, instituciones financieras que operan exclusivamente en internet. 

Cada vez más gente en los países desarrollados está usando su teléfono celular, tableta, computadora personal o los cajeros automáticos para sus transacciones bancarias, y cada vez menos gente necesita interactuar con un empleado bancario de carne y hueso.

Es probable que las sucursales bancarias no desaparezcan por completo, sino que —con muchos menos empleados que ahora— cumplan un papel de asesoramiento y consulta, en lugar de dedicarse a las transacciones bancarias. 

Los bancos ya no necesitarán hacer transacciones bancarias y trabajo de contabilidad en las sucursales, sino que esas funciones serán automatizadas.

Según el estudio “Disrupción digital” de Citigroup, mientras que en países desarrollados como Estados Unidos, Alemania, Japón y Corea del Sur el número de empleados bancarios seguirá cayendo, en América Latina e India, donde todavía hay una gran parte de la población fuera del sistema bancario, ocurrirá lo contrario.

El futuro de los abogados

Los robots y las plataformas de internet de servicios legales están ofreciendo muchos servicios rutinarios que hoy en día ofrecen los abogados, como los testamentos, los divorcios o los contratos de arrendamiento. En el futuro, una gran parte de las consultas legales se realizará en línea, las plataformas de internet de servicios legales desplazarán a muchos abogados que ofrecen los servicios más básicos.

Millones de personas están haciendo uso de plataformas de servicios legales virtuales no sólo para producir contratos básicos, sino también para enviar una carta amenazante a un deudor moroso o a un vecino que pone la música demasiado alta. Además, ya hay plataformas de servicios legales que ofrecen resolver disputas legales. O sea, hacen la labor de jueces.

La proliferación de estos algoritmos hace pensar que en un futuro cercano podrían resolver casos cada vez más complejos e incluso reemplazar a abogados y escribanos en transacciones de compraventa de propiedades o automóviles a través de blockchain.

Aunque algunos abogados argumentan que las leyes estatales prohíben el ejercicio de la abogacía por personas sin título y cédula profesional, muchos sitios de internet ya están ofreciendo asesoramiento legal. Las asociaciones de abogados han intentado prohibir su funcionamiento, pero probablemente estén peleando una batalla perdida.

Aunque habrá áreas de la ley donde las computadoras tardarán un buen tiempo en reemplazar a los seres humanos, como en juicios orales, donde los abogados hacen sus argumentos a viva voz ante el juez y el jurado.

El futuro de los médicos

En un futuro cercano, se usarán robots para limpiar las placas de las arterias y prevenir infartos sin necesidad de realizar cirugías. También servirá para la detección y el tratamiento localizado de enfermedades como el cáncer, y hará biopsias sin necesidad de que los médicos nos abran el cuerpo para sacar muestras de tejidos potencialmente cancerosos.

Lo que es más importante aún: disparará medicinas contra el cáncer a nivel local, desde dentro del cuerpo, sin necesidad de tratamientos invasivos como la quimioterapia, viajará dentro del cuerpo hasta donde se encuentre el tumor y descargará su medicina en ese punto específico,

Los robots no van a reemplazar a los cirujanos: lo que harán será cambiar el tipo de trabajo que hacen los cirujanos. El cirujano va a tener que programar al robot y va a necesitar mucha experiencia en programación e ingeniería.

La innovación médica más elemental y más revolucionaria es una que muchos de nosotros ya estamos usando: el buscador de Google y los asistentes virtuales como Siri, Alexa y Cortana, que pronto darán lugar a versiones especializadas que podrán contestar todas nuestras preguntas médicas en una conversación como la que tendríamos con nuestro médico.

Los descubrimientos médicos avanzan tan rápidamente y se publican tantos miles de artículos científicos por año en tantos países, que resulta ridículo que los médicos sigan trabajando basados en los conocimientos que adquirieron en la escuela de medicina varios años atrás, o según su intuición, dicen los gurúes de la medicina del futuro.

Además de hacer mejores diagnósticos, los sensores y las computadoras son mucho más certeros que los médicos para recabar datos sobre los síntomas, la historia y el estado anímico de cada paciente,

El énfasis de la medicina será la prevención y detección temprana de enfermedades mediante sensores externos y aplicaciones de nuestros celulares que nos monitorearán sin interrupciones,

Prácticamente todos los estudios sobre el futuro de los empleos coinciden en que los psiquiatras, los psicólogos y otros profesionales de la salud mental están entre quienes menos posibilidades tienen de ser reemplazados por robots.

El futuro de los docentes

Aunque los robots no desplazarán a la mayoría de los docentes, reemplazarán varias de sus funciones actuales. Tendrán varias cualidades de un maestro ideal: serán tutores con una paciencia ilimitada que nunca se cansarán de oír las preguntas de sus alumnos, tendrán la capacidad de explicar sus lecciones según la mejor forma de aprender de cada alumno y estarán disponibles las 24 horas en cualquier lugar. 

Además, podrán medir el progreso de sus estudiantes con sensores que detectarán el nivel de comprensión de los niños por variaciones en su tono de voz o por el tamaño de sus pupilas, sin necesidad de aplicarles exámenes continuamente. 

Podrán hacer que la enseñanza se parezca cada vez más a un juego y cada vez menos a una tortura. Por todo eso, obligarán a reinventar el oficio de los maestros y profesores.

Si no entendemos una explicación de una forma, el robot nos la entrega de otra, hasta que la entendamos. El robot puede vernos y escuchar lo que le decimos, detectar por nuestra voz si no entendimos bien un planteamiento y buscar la mejor forma de enseñarnos según nos resulte más fácil aprender, de manera visual, auditiva, con humor o con juegos. 

Para quienes aprenden mejor de forma visual, por ejemplo, el robot puede levantar la mano e indicar con su dedito índice la pantalla de una laptop, donde aparece la explicación ilustrada de la lección. Y si aprendemos mejor de forma auditiva, nos puede contar un cuento.

A medida que desaparezca su antiguo papel de transmisores de conocimiento, que gradualmente estará a cargo de los robots y la realidad virtual, los docentes de carne y hueso tendrán que reinventarse y convertirse en motivadores, consejeros académicos, guías espirituales y terapeutas personales.

Todavía enseñarán algunas cosas, pero serán “habilidades blandas” como la curiosidad intelectual, la iniciativa personal, la flexibilidad mental, el trabajo en equipo y la conducta ética. Los robots no podrán, por lo menos en un futuro predecible, igualar a los maestros humanos en la formación de personas con principios morales y el sentido de propósito para mejorar el mundo.

El futuro de los trabajadores manufactureros y transportistas

Según la consultora BCG, los servicios de taxis privados autónomos tendrán un cuarto del total de kilómetros manejados en Estados Unidos para 2030 y reducirán el número de autos en las calles en un 60%.

Los autos autónomos circularán todo el tiempo o se estacionarán solos en lugares de estacionamiento en las afueras de las ciudades, lo que reducirá los problemas de tráfico causados por los autos que buscan estacionamiento en la actualidad.

Las plataformas de taxis privados como Uber y Lyft están invirtiendo en tecnología de taxis autónomos y eventualmente pueden usar carros que no necesitan choferes. Además, empresas como Google, Apple, General Motors, BMW, Ford, Mercedes Benz y Uber están desarrollando autos autónomos.

Las gigantes empresas de distribución de paquetes como Amazon, FedEx, UPS y DHL están desarrollando drones para la entrega de paquetes en nuestras casas. La empresa china Ehang ya está vendiendo taxis autónomos voladores, y Dubái está usando drones de ocho hélices para transporte de una persona y una pequeña maleta en rutas predeterminadas.

En cuanto a las fábricas, los salarios chinos han aumentado, lo que ha ocasionado que muchas empresas multinacionales se vayan. Los empresarios chinos están comprando enormes cantidades de robots industriales para reemplazar a sus obreros en ciertas industrias específicas, como la automotriz, donde la densidad de robots por trabajador es mucho mayor.

Los trabajos en las fábricas del futuro se centrarán en labores que no requieren trabajo manual, como el diseño y la mecánica especializados en realidad virtual para examinar productos y entrenar trabajadores a distancia. También se necesitarán técnicos de robots para programar y reparar robots y especialistas en impresoras 3D.

El futuro de los actores y músicos

Con la automatización del trabajo, la gente va a tener más tiempo libre y van a hacer falta muchos actores, músicos, escritores, artistas visuales y asistentes turísticos para entretener a la población. Aunque ya existe una sobreoferta de mano de obra en la industria del entretenimiento, las industrias creativas pueden estar entrando en una época de oro.

Por supuesto, el cine y varias industrias creativas también se están automatizando, lo que dejará a algunos sin trabajo. Sin embargo, la creación de escenarios virtuales, multitudes digitales y otros efectos visuales permite ahorrar tiempo y dinero, reduciendo el tiempo de trabajo de los actores y el equipo de producción de las películas. 

La buena noticia para los trabajadores de la industria del cine es que el número de empresas de contenidos visuales ha aumentado enormemente, lo que significa más trabajo para los cineastas, artistas de efectos visuales y actores.

Para la mayoría de los músicos profesionales, los discos se han convertido en una tarjeta de presentación. Aunque los artistas se quejan del poco dinero que les dejan plataformas como Spotify y Pandora, ya están empezando a recibir de ellas enormes beneficios indirectos.

Varias de estas plataformas tienen bancos de datos que muestran exactamente cuántas veces han sido escuchadas las canciones en cada ciudad del mundo y cuáles son las más populares, lo que facilita la planificación de conciertos. 

Los músicos tendrán que convertirse en sus propios representantes, promotores, relacionistas públicos, administradores de redes sociales, organizadores de eventos, contadores y gerentes de distribución.

Notas finales

Los países más amenazados por la automatización de trabajos son muchos países en desarrollo de América Latina y Asia del Sur, debido a que tienden a tener el mayor porcentaje de trabajadores manufactureros cuyas labores manuales serán cada vez más automatizadas. 

El Banco Mundial señala que la ventaja de un país para convertirse en un centro manufacturero ya no será tener mano de obra barata, sino robots de última generación y otras tecnologías que están transformando el proceso de fabricación de productos.

Aunque se pensaba que la economía digital sería la salvación del mundo, muchos de los empleos que están surgiendo en la economía digital son temporales, mal pagados y sin prestaciones sociales.

La mayoría de los empleos del futuro serán trabajos independientes y las habilidades clave serán la comunicación, la creatividad, el pensamiento crítico y la colaboración.

Consejo de 12min

El microlibro basado en “El filtro burbuja”, de Eli Pariser, ofrece una nueva visión para favorecer que internet alcance su potencial transformador. 

Regístrate y lee gratis!

Al registrarse, tú ganarás un pase libre de 7 días gratis para aprovechar todo lo que el 12min tiene para ofrecer.

¿Quién escribió el libro?

Periodista y escritor argentino conocido por colaborar en algunos de los más importantes medios de comunicación a nivel internacional, como The New York... (Lea mas)

Aprende más con 12min

6 millones

De usuarios ya transformaron su crecimiento

4,8 estrellas

Media de calificaciones en la AppStore y Google Play

91%

De los usuarios de 12min mejoraron sus hábitos de lectura

Una pequeña inversión para una oportunidad increíble

Crece exponencialmente con acceso a la valiosa información de más de 2500 microlibros de no ficción.

Hoy

Comienza a disfrutar de la amplia biblioteca que 12min tiene para ofrecer.

Día 5

No te preocupes, te enviaremos un recordatorio de que tu prueba gratis está acabando.

Día 7

Fin del período de prueba.

Disfruta de acceso ilimitado durante 7 días. Utiliza nuestra aplicación y sige invirtiendo en tu desarrollo. O solo cancela antes que pasen los 7 días y no te cobraremos nada.

Comienza tu prueba gratuita

Más de 70.000 calificaciones 5 estrellas

Comienza tu prueba gratuita

Lo que los medios dicen sobre nosotros