×
70% OFF

Oferta exclusiva de Black Friday

319 lecturas ·  0 calificación promedio ·  0 calificaciones

La clave secreta del universo - reseña crítica

La clave secreta del universo Reseña crítica
Ciencia

Este microlibro es un resumen / crítica original basada en el libro: 

Disponible para: Lectura online, lectura en nuestras apps para iPhone/Android y envío por PDF/EPUB/MOBI a Amazon Kindle.

ISBN: 9780385612708

Editorial: DEBOLSILLO

También disponible en audiobook, descarga ahora:


Reseña crítica

“La clave secreta del Universo” relata las maravillosas aventuras que George experimenta junto a Eric, un científico apasionado, y su hija, Annie. Juntos se sumergen en el universo para descubrir sus extraordinarios secretos. ¿Te animas a acompañarlos en esta fabulosa aventura?

El inicio de la aventura

La familia de George no era convencional. No les gustaba la tecnología y eran vegetarianos. Intentaban darle a George una educación natural. Sin embargo, él deseaba un ordenador. 

Su abuela le regaló un cerdo para navidad y George estaba encantado con su nueva mascota. Pero a George no le gustaban las actividades que realizaban sus padres, soñaba con parques temáticos, aviones y ordenadores. El cerdo se llamaba Freddy y aprovechaba cada ocasión para escapar. 

Un día escapó por un agujero en la valla; debía estar en la casa del vecino. A pesar de la rotunda negativa de sus padres de que no fuera a esa casa, George se atrevió a cruzar. Cuando entró en busca del cerdo, notó una luz. No estaban solos.

Los vecinos

Cuando se acercó a la cocina encontró a su cerdo y a una niña, Annie. Un momento después, apareció su padre, Eric, y le contó a George que se habían mudado hace poco a esa casa.

A George lo mortificaba lo raros que eran sus padres. Cuando Eric notó que ya se estaba haciendo de noche, ofreció llamar a sus padres, pero tuvo que confesar que no tenían tecnología en su hogar. Eric se sintió intrigado. 

Annie comenzó a contarle a su madre por teléfono todas las rarezas de George. Se sintió muy incómodo y Eric intentó animarlo. Le mostró el truco y George quedó sorprendido.

Eric le confesó que era científico, que estudiaba física, los planetas, el sistema solar, el Universo. George estaba obteniendo respuestas que ni sus padres ni los maestros habían querido contestar. 

George estaba maravillado por las cosas que había en esa casa. Se sentía muy contento por haber conocido a una persona así. Eric se ofreció a seguir contándole nuevas cosas sobre la ciencia. Le contó sobre las estrellas, que se crean y mueren, sobre Galileo y la evolución de la ciencia. 

Cosmos

George se topó con el ordenador de Eric, Cosmos, el más potente del mundo. Eric lo prendió y Cosmos los saludó. Eric quería mostrarle allí cómo nacían las estrellas. Pero Cosmos se negaba, hasta que Eric le dijo que George no tenía una buena opinión sobre la ciencia.

¡Era el momento de Cosmos de mostrarle a George la otra cara de la ciencia! Cosmos accedió, pero primero tenía que prestar juramento. Sólo podría utilizar ese conocimiento para hacer el bien.

“Juro utilizar mis conocimientos científicos en bien de la humanidad. Prometo que nunca haré daño a nadie en mi búsqueda de la sabiduría…”.

George ya era parte de la Orden de la Investigación Científica en Bien de la Humanidad. Annie entró con palomitas.

Cosmos les abrió la “ventana al Universo”. En ella se podían apreciar todas las estrellas y Cosmos comenzó a relatar los misterios del Universo. Les mostró cómo se creaban las estrellas. 

Luego de explicarles eso, la estrella estalló. George estaba fascinado con los nuevos conocimientos que Eric y Cosmos le estaban compartiendo. George vio una roca viajando a toda velocidad que se estrelló. Eric explicó que eso había sido un cometa. George se sentía algo mareado por el impacto y Eric decidió que había sido demasiado por un día.

George tomó a su cerdo y partieron con la promesa de poder regresar para aprender más del Universo.

Los villanos

George fue a la escuela al día siguiente e intentó, en vano, dibujar a Cosmos. Estaba distraído porque aún se encontraba sorprendido por todo lo que había visto el día anterior.

El profesor Ripe le llamó la atención por la distracción. George olvidó que Cosmos era un secreto y les contó a todos sobre el ordenador. El profesor estaba sorprendido y le preguntó si en verdad existía y si lo había visto. 

A la salida volvió a cuestionarlo sobre el ordenador. El profesor estaba muy interesado por saber dónde estaba. Pero George pudo zafarse diciendo que se lo había inventado.

De regreso a casa, a George lo seguían unos niños abusivos de la escuela. Pensó que le darían una paliza, pero justo cuando lo estaban por agarrar, salió Annie vestida de astronauta y lo hizo pasar a su casa.

Primer viaje al espacio

Annie le contó que con su padre solían viajar al espacio. Pero George no le creyó. Annie, con lágrimas en los ojos porque la consideraba una mentirosa, decidió llevarlo al espacio exterior a pesar de las advertencias de Cosmos.

Cosmos abrió un portal al espacio exterior, George no entendía qué estaba sucediendo, pero de repente vio un millón de lucecitas que resultaron ser estrellas. Annie lo agarró de la mano y lo hizo saltar con ella a través del portal. 

Mientras tanto, el profesor Ripe había encontrado la casa de Eric. Miró por la ventana y alcanzó a ver a los niños vestidos de astronautas y al portal. Luego de sentir un increíble frío, todo había desaparecido.

–¡Por fin te he encontrado, Eric! Sabía que tarde o temprano volverías –dijo Ripe.

Ya dentro del portal, George sentía que flotaba. Annie se sentía orgullosa por haberle demostrado que no mentía y George se disculpó. Estaban montados en un cometa. Annie presumió sus conocimientos científicos y, aunque a George le molestaba la fanfarronería, estaba impresionado.

Seguían su recorrido en el cometa. Chorros de gas y polvo estallaban a su alrededor. Vieron a Júpiter y a Saturno. George comenzó a notar que Annie estaba nerviosa. Y de repente… ¡Asteroides! Se habían metido en una nube de asteroides.

Milagrosamente, lograron zafarse de la nube, pero la antena de Annie estaba rota y no lograba comunicarse con Cosmos ni con George. Géiseres explotaban a su alrededor. Los niños estaban aterrados. De repente un portal se abrió al lado de los niños. Eric los rescató del cometa.

El castigo

Eric estaba furioso. Los regañó a ambos y Eric habló con los padres de George. Estaban muy decepcionados, su hijo había estado merodeando en la tecnología que sus padres tanto odiaban. Parte del castigo era no ver a Annie por un mes.

Un día la escuchó del otro lado de la valla y, en secreto, la invitó a pasar a la pocilga de Freddy. Annie accedió y se disculpó por lo del asunto del cometa. 

Annie le contó que su madre estaba cuidando a su abuela que estaba enferma y que Eric utilizaba a Cosmos para buscar un nuevo planeta para que la gente pudiera vivir en caso de que la Tierra se calentara demasiado.

George quería presentarse en un concurso de ciencias para ganar un ordenador. Annie le dijo que le pediría a su padre que lo ayudara. 

De repente apareció la mamá de George, pero no estaba enfadada. Les ofreció comida y té y les dijo que ella no estaba de acuerdo con que no jugaran juntos.

Viaje de Eric al espacio

El doctor Ripe se encontró con los niños abusivos del colegio y les propuso pagarles a cambio de que ellos le entregaran una carta a Eric. El doctor Ripe era experto en planetas y había dedicado toda su vida a descubrir nuevos mundos. 

Les contó que había encontrado un planeta que podría ser la nueva Tierra y que necesitaba viajar al espacio exterior. Les entregó la carta, la cual, según Ripe, contenía información sobre ese nuevo planeta y los echó de su casa.

George, al igual que sus padres, quería salvar al planeta, pero a su estilo.

Al día siguiente, George se animó a ir a hablar con Eric. Para su sorpresa ya no estaba enojado, lo hizo pasar con gusto y lo invitó a formar parte de una reunión que Eric estaba teniendo con otros científicos. 

George hizo una pregunta y la científica que estaba hablando le explicó varias cosas sobre Marte. Hicieron una votación para definir si intentarían salvar a la Tierra o hallar un nuevo planeta habitable para el hombre. Hubo un empate y la científica le pidió a George que opinara. Él propuso que deberían hacer las dos cosas.

Eric le dijo a George que podrían invitar a su padre ya que sería de mucha ayuda, que debían salvar al planeta entre todos, pero a George no le gustó la idea.

Eric aceptó ayudarlo con su proyecto de ciencias para el concurso. Le dijo que tenía varias notas para un libro que estaba escribiendo para Annie y para él que le serían de ayuda. Pero primero debía ayudarlo a ordenar el desorden de la reunión. 

Mientras limpiaban, encontraron la carta de Ripe que no estaba firmada. Eric saltaba de la emoción. Enseguida sacó unos cálculos y emprendió el viaje. George estaba nervioso, no creía que fuera fiable. Pero Eric, en su excitación por la información que le habían facilitado, no pensó que algo malo pudiera pasar. Abrió el portal y saltó al espacio exterior.

Un agujero negro

Al cabo de unos minutos, George se dio cuenta de que esa carta pertenecía a Ripe. Le pidió a Cosmos que rastreara a Eric para ir a salvarlo. Lo encontró y le advirtió sobre lo mala persona que era Ripe, pero Eric le dijo que se deje de tonterías.

George no tuvo más opción que saltar a irse con Eric. Una vez en el espacio exterior, George le explicó a Eric el peligro que estaba corriendo gracias a la carta de Ripe. Eric lo recordó, era compañero suyo y había sido expulsado de la Orden. Sin embargo, Eric decidió confiar en Ripe y siguió adelante con su viaje.

Al principio todo parecía tranquilo. Pero de repente Eric comenzó a preocuparse. Estaban cerca de un agujero negro.

Eric hizo todos sus esfuerzos para hablar con Cosmos, pero la comunicación era débil. Cosmos logró abrir débilmente el portal y Eric arrojó a George. Antes de que se cerrara el portal, Eric le gritó a George que leyera su libro de agujeros negros.

El plan de George

George tenía que resolver todo aquello de inmediato. Pero de repente se dio cuenta de algo:

¡SE HABÍAN ROBADO A COSMOS! 

Salió a la calle y vio a los bandidos de su escuela cargando a Cosmos. Regresó a la casa de Eric, encontró el libro y se dirigió a su hogar. Al principio no entendía nada de lo que decía, pero luego halló unas hojas que decían “Mi libro complicado simplificado para Annie y George”.

Al día siguiente, George se dirigió a la casa del doctor Ripe para salvar a Cosmos y, por lo tanto, a Eric. Cuando llegó, vio que Cosmos repetía una y otra vez “orden incorrecta”.

Debía impedir que Ripe le hiciera daño al ordenador y a la humanidad, por eso debía hacer que Ripe se alejara de la casa. Fue corriendo al colegio donde se estaba llevando a cabo el concurso de ciencias. Cambió el título de su presentación y dijo que hablaría de Cosmos. Cuando el maleante de la escuela escuchó, llamó a Ripe.

El rescate

Ripe se dirigió directo a la escuela y cuando llegó le pidieron que sea jurado del concurso de ciencias. No tuvo más opción que acceder. 

George le contó a Annie, quien también se encontraba en el concurso, que su padre estaba atrapado en un agujero negro y juntos se marcharon a salvar a Eric. Annie llamó a su mamá, Susan, para que los buscara y así lo hizo. 

Cuando le contaron lo que sucedía, fueron a toda marcha hacia la casa del doctor Ripe, a quien Susan también conocía. Una vez allí encontraron a Cosmos, pero él no tenía idea de cómo rescatar a alguien de un agujero negro. 

Esa información no había sido cargada al ordenador. Pero George tenía el libro de Eric. Cargaron la información y Cosmos se sintió optimista. Creía que podría rescatar a Eric.

Al cabo de unos minutos y después de muchos intentos por parte de Cosmos y mucho nerviosismo de George, Susan y Annie, Eric salió por el portal. 

Estaba asombrado: si estaba con vida después de haber estado en un agujero negro, eso significaba que su investigación sobre agujeros negros era correcta. Eric les agradeció a los niños por la heroica hazaña y les contó el porqué de la enemistad con Ripe.

Luego, se fueron a la exposición de ciencia. George dio un bello discurso acerca del cuidado de la Tierra y hasta admitió estar orgulloso de lo que hacían sus padres a diario para protegerla. 

Sus padres escucharon el discurso y le permitieron tener un ordenador en su casa. Todos cenaron y celebraron lo sucedido. Ripe había sido vencido una vez más. 

Notas finales

Esta maravillosa historia provee una nueva perspectiva sobre la ciencia. Los niños se sentirán intrigados sobre los secretos del Universo y aprenderán que entre todos debemos proteger a la Tierra. 

Consejo de 12min

Si te interesa saber más sobre el universo, “La teoría del todo”, de Stephen Hawking, es para ti.

Regístrate y lee gratis!

Al registrarse, tú ganarás un pase libre de 3 días gratis para aprovechar todo lo que el 12min tiene para ofrecer.

¿Quién escribió el libro?

Stephen William Hawking, nacido en Oxford en 1942, fue un físico teórico, astrofísico, cosmólogo y divulgador científico británico. Es una de las m... (Lea mas)

Lucy Hawking, nacida en Londres en 1969, es una periodista y novelista británica, hija del famoso físico Stephen Hawk... (Lea mas)